jueves, 11 de diciembre de 2008

SAGAZ (ANTES BONI) Y CORA NOS ESCRIBEN DESDE MADRID

Lo bueno que tiene este mundo animalista donde tantas y tantas tenemos todos los días es que conocemos gente majísima, como es el caso de Irene la adoptante de Sagaz. Os dejo un enlace donde podeis ver el book de fotos que le tiene hecho un amigo de Irene, está hecho todo un modelo: http://www.flickr.com/photos/sagaznov08. Os dejo la historia de Sagaz contada por él mismo y su hermanita Cora y de paso nos felicitan la Navidad
Queridos lectores de los blogs de Inés:
Somos Cora y Sagaz. Yo, Cora, tengo casi diez años y Sagaz tiene uno y medio o así. Os dejo con Sagaz que os cuente su historia:


Hola. Me llamo Sagaz aunque antes me llamaban Boni. Vivía dentro de un cementerio atado de mala manera y me pasaba el día rascándome las pulgas y garrapatas, que me dieron tanto la brasa que acabé poniéndoles nombres: Braulio, Paqui, Saúl y los demás. Durante mucho tiempo también fueron casi mi única compañía. Murieron todas, las pobres, el día que Marisol, a la que había avisado Inés, me metió en la bañera. Con Braulio, Paqui, Saúl y los demás bichos murió mi pasado.
Inés fue muy amable con mi ama desde el principio y rápidamente la guió a su blog, donde yo no lo sabía, pero por mediación de Marisol, habían colgado una foto mía en la que por cierto, estoy espantoso. Y la mema de mi ama decidió que hablaba con todo el mundo, y mandaba correos larguísimos...
- Aquí lo único largo que hay es el rollo que nos estás metiendo, Sagaz.
- Mira que tienes celos, Cora. Déjame hablar, que este drama es MI drama, jolín. Bueno, el caso es que mi ama estaba muy plasta y casi todos los días escribía a Inés y a Marisol y a Sara, la chica que la entrevistó en Madrid para dar el visto bueno...
- Ese día estábamos Luna y yo, me acuerdo. Hacía un frío espantoso y Sara aguantó tiritando en la terraza que había elegido el ama para que nos pudiera conocer. Y más te vale avanzar porque esto empieza a ser un suplicio.
- Jo. El caso es que me llevaron al Veterinario, me pincharon, me quitaron... eh... las pelotillas...
- Qué pesaos sois los machos, de verdad. Una buena histerectomía os recetaba yo para que vierais lo que es un postoperatorio. ¡Mete el turbo, enano!
- ...Y bueno, un domingo, después de estar en casa de Marisol una semana larga, haciendo pis por doquier e incordiando a sus perros, me metió en un transportín y me mandó con su amigo del alma Javi a Madrid. Cuando llegué, el ama, Pablo, Cora y Luna me estaban esperando y según salí del transportín, zas, me pusieron un jerseicillo espantoso de rombos azules y rosas y un arnés con correa un poco de nena. En ese momento, eché muchísimo de menos a la tía Marisol, porque ella nunca habría consentido semejante modelito y porque intuí que quizá, ojalá me equivoque, no la volveré a ver.
- Boah, el momento lacrimógeno te lo puedes saltar, renacuajo.
- ¡Calla, que esto es importante! ...Y el ama me contó que la tía Inés estaba un poco triste por su Chiquidós, pero yo sé que enseguida le va a salir una familia, la mejor familia del mundo y que ahora está en ANAA con calefacción y todo.
- ¿Saco el violín ya o espero a la despedida, eh, canijo?
- Ya termino, ya termino. En fin, resumiendo: que ya no me dan vergüenza mis fotos y que como todos los días y que ya no me hago pis y que no rompo nada, como decía el señor que me llamaba Boni. Y que Álex me hace fotos y que él y Simón, su perro adolescente-agüelete, vienen a verme casi todos los días y que Pablo y Álex, dos aguerridos machos, han perdido el sentío conmigo y me miman muchísimo y me dejan estar en sus barrigas en el sofá e, incluso, han llegado a insinuarle al ama que hay que comprarme una moña para que el flequillo no me tape los ojos. Dios, no lo quiero ni pensar, con lo cursi que es el ama seguro que tendrá hasta diamantes...

- ¿¿¿La amita cursi??? ¡¡¡ Esta noche te robo la cena!!!

- Glups... Eh... Pablo además me lleva a su casa todos los días y allí, Cora, Luna y yo jugamos y robamos comida a placer. Eso sí, sigo siendo un sietemachos pero mi ama, que es un sargento, me tiene acogotao. Y Cora también.

- La amita te adora y-lo-sa-bes. Incluso has dormido una noche dentro de su cama. Y bueno, yo te quiero, pequeñín, pero es que llevaba yo una vida de duquesita que me has robado un poco. Y la prueba de que te quiero es que ayer, sin ir más lejos, te lamí los ojitos, en uno de los raros momentos en que te estuviste quieto.

- ¿A que saco yo el violín, Cora?

- ...Cronche, lam, cronche, glupbs...

- Cora, creo que Luna ha encontrado comida... ¿Cora? Estoooo... ¡Adiós a todos!


4 comentarios:

Toño dijo...

Doy fe de que están en la gloria estos dos!!!

Y Cora encantada, diga lo que diga

Velina dijo...

¡¡¡Jolín, qué suerte has tenido Sagaz!!! Y tu nueva ama también... Y Cora aunque refunfuñe de vez en cuando por su status perdido de duquesita e hija única.

Os mando muchos besos y miaus a dúo de Wasabi y Carbón,

La tita Velina

ANABEL Y FRANCISCO dijo...

que bien!!toda la vida al lado de un cementerio!! y ahora esta en la gloria, nunca mejor dicho!! me alegro un monton

Madame Discordia dijo...

Anabel, no te lo vas a creer, pero Sagaz sólo tiene un año y medio aproximadamente, pero sí, toda una vida. Estaba tan mal que cuando Marisol lo vio pensó que tendría 12 años!

Tita Veli, estoy deseando conocer a Carbón.

Gracias, Toñingham, a ver cuándo puedes adoptar tú, que sé que estás deseando.